Risoterapia

No existe una fórmula maestra para la salud, ni para la felicidad, ni la satisfacción vital, sin embargo, hay muchas cosas que como individuos podemos realizar para tratar de otorgar a nuestro organismo la máxima energía positiva posible, una manera muy completa de tratar de abrazar la felicidad, que nos lleva a una vida más tranquila, más saludable, en la que todas nuestras energías se encuentran concentradas para hacer del presente, y pese a los problemas, un lugar mucho mejor en el que poder disfrutar de la vida.

Hoy os queremos hablar acerca de una terapia alternativa que poco a poco se ha ido extendiendo alrededor del mundo, la risoterapia, una técnica psicoterapéutica en la que se induce a los pacientes a la risa como tratamiento para los beneficios mentales y emocionales que la risa es capaz de aportar al organismo.

Si miramos la risoterapia de cerca, está claro que no podemos considerarla como una técnica de la medicina natural concretamente, ya que no es capaz de curar ningún tipo de enfermedades. Si embargo, se ha demostrado que pese a que no es un tratamiento en sí mismo, la risoterapia consigue mejorar el estado de los pacientes enfermos o con algún tipo de dolencia, a través de las sinergías positivas que la risa como medio puede aportar al cuerpo.

Las sesiones de risoterapia acostumbran a practicarse en grupo, para aprovechar el carácter social de la risa, que es capaz de contagiarse de persona a persona. Además, reír en compañía, es decir, en grupo, no es lo mismo que hacerlo cuando estamos solos. La risa comprendida de manera grupal ayuda a estimular la felicidad.

Un buen ejemplo en el que la risoterapia es aplicada por profesionales es el trabajo de UNICEF con los niños que han sobrevivido a desastres naturales, los cuales son tratados en grupo a través de la terapia de la risa, ayudando a que puedan olvidar este trauma de la infancia y disfrutar del presente que les rodea.

Esta terapia también es conocida como el Yoga de la Risa, un nuevo concepto que avanza un paso en el campo de la auto sanación, una parte de la medicina natural que cada vez gana más adeptos y consigue mayor popularidad alrededor de todos los puntos del globo.

5

Orígenes de la risoterapia

Su creador fue el doctor Madan Kataria, quien en el año 1995 escribió un artículo muy polémico en su momento, el cual llevaba por título: “La Risa: La Mejor Medicina”, comenzando con su trabajo en el campo de la risa como un poder curativo natural.

Bajo su consejo, se creo el primer Club de la Risa, y bajo su tutela se desarrolló un cuidado método en el que se basa la risoterapia actual: reír prácticamente sin razón, ayudando a través de la risa a mejorar el estado de nuestro organismo.

El Club de la Risa ha conseguido mucha popularidad y en la actualidad son miles de personas las que disfrutan cada día de los beneficios de esta terapia natural, con más de cinco mil clubes de la risa repartidos alrededor de más de 50 países. Además, los estos clubes han conseguido transgredir y llegar a gran cantidad de colegios, grandes empresas, así como a centros especializados en Yoga, siendo una manera de aumentar la productividad del estudiante o el trabajador, así como enfatizar las relaciones sociales y afectivas entre los integrantes del grupo.

Con la risoterapia, somos invitados a reír tan solo por el placer de reír, sin necesidad de estímulos, de chistes, o de productos ajenos a nuestro organismo. A lo largo de una sesión del Yoga de la risa la alegría se va contagiando entre el grupo, con una risa que poco a poco se convierte en real y contagiosa, adoptando una actitud desenfadada, juguetona e infantil.

55

Beneficios de la risoterapia

Esta práctica se fundamenta en los beneficios que una buena carcajada es capaz de aportar a nuestro cuerpo, tanto en la vertiente fisiológica, como bioquímica o psicológica, ya que nos ayuda a secretar una gran cantidad de endorfinas así como estimula a nuestro cerebro para que produzca una mayor cantidad de elementos químicos “del placer o bienestar”, los cuales se generan a lo largo del proceso de la risa.

Todos los que han vivido la experiencia de la risoterapia coinciden en que es una experiencia muy agradable, en la que puedes desconectar de los problemas, del estrés del día a día, o de nuestro entorno, para relajarnos y acabar la sesión con mucha energía, sintiéndonos repletos de vitalidad, alegría y sensaciones positivas.

La risoterapia es un remedio natural para distraer la mente de los problemas, para apostar por la vida y la experiencia del presente, como una invitación a un juego simple y divertido en el que nos podemos trasladar hasta nuestros días como niño, donde no teníamos ningún tipo de preocupación o obligación.

De manera que si sientes que el presente comienza a convertirse en una experiencia agotadora que afecta a tu bienestar, trata de aplicar varias de las principales directrices bajo las que se construye la risoterapia: aprende a reirte de ti mismo, de la vida, así como de nuestros errores, y es que precisamente como seres humanos, hemos sido creados como seres imperfectos que tienen todo el derecho a buscar y exigir una segunda oportunidad. Y por supuesto, no puede olvidar reirse durante un minuto a lo largo de tres veces al día, algo completamente esencial para que nuestra calidad de vida consiga aumentar y enfatizando el uso de la risa como una de las mejores medicinas preventivas que podemos encontar de manera natural.

Add Comment